foto campesinos Revista Enlace
    inicioquienes somoseditores archivobusqueda

La Revista ENLACE es un Proyecto del Centro de Intercambio Cultural y Técnico


Ella se produce con la cooperación financiera de Ayuda Obrera Suiza:


La digitalización ha sido posible gracias a la colaboración de:

Servicio de Información Mesoamericano sobre Agricultura Sostenible


SIMAS es apoyado por:





Desarrrollado por:
Guegue.Com

Para no vérselas... De a palitos

Foto

Un ganadero que tiene en su finca 60 reses de leche y carne, una picadora de pasto, riego, ha hecho comederos, bebederos y posée varios tipos de pasto; tiene por fuerza, que mejorar el manejo de su ganado. No puede aflojarse.

Tiene todos los elementos para garantizarse una buena alimentación para el ganado. La época más crítica es en verano. "Si en invierno no planeó para el alimento en verano, queda calvo o canoso de la preocupación".

Así nos dice la especialista en ganado, Inocelia Aldana. Ella ayuda con mucho esmero a los ganaderos de la zona de Estelí, para aumentar la producción de leche y de carne. "Dos cosas hay que tener en cuenta en una alimentación de verano... La energía y las proteínas. El guate tiene poca energía; tiene más el taiwán, la caña, la melaza, el sorgo y el heno.

Las proteínas se encuentran en las leguminosas o frijoles abono, en la urea, la gallinaza y el concentrado. Un concentrado bueno es el hecho con vainas o frutos molidas de carbón, guanacaste, genízaro o guácimo y revuelto con sorgo molido y torta de algodón.

La energía da fortaleza al animal y las proteínas lo ayudan a aprovechar mejor los alimentos con energía y a aumentar la producción de leche. Para hacer un alimento que tenga energía y proteínas se necesita esfuerzo y reales. Pero también aumenta las ganancias".

Hay alimentos caros y alimentos baratos. Entre los caros está la urea, el taiwán, la melaza, el sorgo y la caña. Son baratos las vainas y hojas de ciertos palos como el genízaro y el guácimo o tapaculo. Está también la sal, el guate, la broza de frijol y el pasto cortado en la canícula y guardado en conos, como el gamba. Gracias al pasto gamba, en este año, don Leonardo Pérez, no se las verá de a palito, en su finca "El Pastoreo".

El le pone mucha mente a la planificación en el invierno y usa varios tipos de alimentación. Sobre el manejo del pasto gamba, ésta es su experiencia: "Esta finca fue la primera en establecer el pasto gamba, en los potreros estilianos.

Y la primera en ofertar la semilla. La semilla la compré hace tres años. La conseguí a través del Programa de Mejoramiento de Pasto del COSUDE y el MAG. Cogí un potrero con puro monte y con poco pasto. Hice una chapia en enero y quemé en abril.

Las semillas del gamba, las regué unos días antes de las primeras lluvias de mayo. Así nace junto con el monte y no se deja ganar fácilmente. Lo sembré de dos maneras; al voleo y por surcos. Si no recuerdo mal al voleo ocupé 45 libras de semilla por manzana.

En la tercer semana de lluvias, hice el control de malezas o monte. Usé el 2-4 D. No es bueno usarlo mucho por caro y venenoso. La fumigada se hizo directamente sobre maleza como el cornizuelo, espino blanco, ahumanda y casia.

Y la segunda vez controlé con una chapia al monte. Se pastoreó suave a los 60 días, sin permitir que las reses
lo comieran hasta la cepa; cortaron sólo los cogollos. Fue como a finales de julio y a principios de agosto. Pastorié con el propósito de aprovechar el gamba y retardarle la floración; así floreció a mediados de septiembre y coseché semillas en diciembre.



Al siguiente año ya no quemé el potrero. Este pasto gamba siempre da pasto verde y resiste una barbaridad a la sequía. El gamba es un pasto veloz y no responde a fertilizaciones. El único abono que le cae es la ñaña del mismo ganado que pastorea.

Después del pastoreo, le doy una chapia para emparejarlo a una altura del suelo de 15 pulgadas. Al mes le eché otra carga de vacuno, con un pastoreo suave al retoño y les aseguro que floreció al crecer 16 pulgadas. Para ser exacto, fue en la segunda quincena de septiembre.
El gamba además de servirme de pasto, me da ganancias con la venta de su semilla". A don Leonardo Pérez no le falta el pasto para alimentar a sus reses en verano. Su secreto es la conservación del zacate gamba en el invierno.

Muy pocos productores tienen la costumbre de hacer conos con los pastos de corte. Porque además del gamba
se puede guardar así: la caña, el taiwán y el sorgo forrajero. En la Guía Práctica del Ganadero, en el folleto número 2, aparecen estos consejos:

El Heno es pasto de corte en el invierno y dejado secar al sol por dos días. El buen heno listo para amontonar, huele rico, está seco y tiene un color verde todavía. El heno hecho del taiwán y la caña es mejor que el guate, porque es un pasto cortado en invierno.

Foto
Haciendo estos conos o heno, se aprovecha mejor el pasto que sobra en el invierno. Lleva pocos costos, solo la mano de obra para coltarlo, para voltearlo y amontonarlo.

1. El corte: Se corta en la canícula antes de que empiece a florecer el pasto.

2. El secado: Se asolea por dos días. Para secarlo parejo hay que darle vuelta.

3. El esqueleto: Se entierra una estaca de tres y media varas de largo y de unas cuatro pulgadas de grueso. Se deja bien enterrada, porque ella va a servir de esqueleto y centro del cono o heno.

4. El cono: Con un rastrillo o tenedor se va tirando el pasto asoleado sobre la estaca enterrada; Una vez hecho el cono, se protege del agua. Muchos lo cubren con plásticos, otros construyen el cono bajo un ranchón y hay ganaderos que en vez de enterrar una estaca, hacen el cono debajo de un árbol.
Con el corte de una manzana de pasto gamba y guardada como heno, alimenta por dos meses 10 vaquillas destetadas o 20 terneros pequeños. Para un enlace con don Leonardo Pérez llamarlo al teléfono (071) 2494. Estelí.


Descargar PDF: 1158882587_004_EL_GAMBA.PDF

Subtema: Especies Mayores

Categoria: Alimentación

Inicio | Quienes somos | Editores | Archivo

foto pie

Lugo Rent a Car 1c al lago, esquina sur oeste parque El Carmen. Reparto El Carmen, Managua, Nicaragua
PBX y fax: (+505) 268–1252 - Apartado postal A-136
Correo electrónico: enlace@ibw.com.ni

Editorial Enlace